Innovaciones buscan bienestar animal: Brasil

Comparte en: Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInShare on TumblrPrint this pageEmail this to someone
Carolis Mella Ramírez
carolis.mella@listindiario.com
Sao Paulo, Brasil

La producción y el consumo de carnes a nivel mundial cada vez más se incrementa. De acuerdo con datos de la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO),  el consumo anual per cápita de carne en los países en desarrollo desde 1980 se ha duplicado y proyecta que la producción mundial aumentará aún más para el año 2050.

Esto obliga a los productores de carnes a utilizar la tecnología como un recurso esencial para la producción y comercialización del alimento, ajustándose a las normas de bienestar animal de la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE) con el objetivo de satisfacer las demandas de un consumidor que es cada vez más exigente.

En la celebración del Salón Internacional de la Avicultura y Porcicultura (SIAVS), organizado por la Asociación Brasileña de Proteína Animal (ABPA) y la Agencia de Promoción de Exportaciones e Inversiones de Brasil (Apex-Brasil), alrededor de 200 empresas mostraron tecnologías aplicadas para beneficiar la avicultura y porcicultura.

Dentro de las tantas innovaciones existe una estación de alimentación computarizada para cerdas en gestación colectiva.

Mediante este sistema, creado por la empresa alemana Big Dutchman, es posible saber la ración justa que necesita el animal por día, por medio de un chip que tiene colocado en la oreja que permite que las puertas de la estación se abran para que la cerda tenga acceso a la máquina para alimentarse. Con este chip se envía los datos a un computador.

La tecnología lleva un control individual de cada animal con el que se puede conocer si la cerda está próxima a parir y le da la cantidad de gramos que debe comer por día por lo que la máquina provee la ración en el comedero de 100 gramos, también permite la medición de la temperatura del animal con el que determina si está sano o no.

Una vez la cerda termina de comer, la máquina la saca de la sala de alimentación y la envía a un salón común y posteriormente si es el tiempo para parir, va a una sala de maternidad.

Hay otra tecnología complementaria a esta que es un lector donde el macho está tabulado y si la hembra va a visitarlo varias veces se determina que está en celo entonces la técnica marca la hembra y la envía a inseminación.

Por medio de este sistema se puede alimentar automáticamente hasta 80 hembras y es posible medir la curva individual de alimentación, es decir, le proporciona un seguimiento de engorde con la facilidad de que se puede monitorear a través del celular.

El costo aproximado es de US$50,000. La máquina tiene una estructura metálica robusta y resistente.

También en la avicultura
Además de esta tecnología  se le suman otras que al igual buscan el bienestar animal, como la creación de un sistema alternativo de postura colectiva para aves, que deja de lado las tradicionales ponedoras donde las gallinas están apretadas en una jaula poniendo huevos.

El sistema promueve cajones de postura común con recolección automática. Cuando las aves están pequeñas transfieren el galpón a este sistema que se encarga de entrenar a la recría de 10 a 12 semanas, tiempo que le permite adaptarse a vivir libre y a trepar a los comederos.

Luego de este período, las gallinas son llevadas a otro galpón donde empieza a producir los huevos para consumo.

De acuerdo con los promotores de la tecnología, este sistema no realiza un incremento en la producción de huevos mayor a los de jaula pero se puede tener una producción extensiva de hasta 19 gallinas por metro cuadrado con cerca de 4,540 centímetros por ave.

Para cada cajón la recomendación es 580 aves con un modo que tiene ocho bocas o huecos. El sistema incluye comedero, bebedero, cintas para sacar la gallinaza y luces, y también es posible el seguimiento a través de computadores.

El costo aproximado es de US$70 por aves.

Exposiciones
En el congreso internacional organizado por la ABPA y Apex-Brasil, que se desarrolló durante tres días en Sao Paulo, también hubo exposiciones de empresas con novedades para inseminación artificial de cerdas. Las exhibiciones no se limitaron al bienestar animal, una máquina que sirve para compostaje de estiércol fue otro diferenciante.

Este método junta y procesa el estiércol que se encuentra en un aviario vertical. Un camión lo colecta y lo trae a la máquina que es de cuatro metros de alto y seis de largo, esta mueve el material todo el día; evapora el agua y elimina las bacterias permitiendo un posterior uso. El sistema puede procesar 30 tonelada de estiércol por día para cada 500,000 aves.


 

 

 

 

Encuentro trinacional de experiencias adaptativas apícolas: Argentina
Empoderar a la mujer indígena para lograr el hambre cero: México
Intensificación sostenible, aliada para mitigar gases de efecto invernadero y el cambio climático
Desafíos de los vinos de Cauquenes para enfrentar el mercado nacional e internacional: Chile

 

 

Autor entrada: REDACCION

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *