Biotecnología Biotecnología en la Industria Europa

Aceite omega-3 de plantas transgénicas es igual de efectivo y seguro que el aceite de pescado


Un nuevo ensayo de salud humana realizado en Reino Unido muestra que los aceites omega-3 producidos por plantas transgénicas son tan seguros y efectivos nutricionalmente como el aceite de pescado.


La investigación, dirigida por la Facultad de Medicina de la Universidad de Southampton (Reino Unido), ha demostrado que los ácidos grasos omega-3 clave en los aceites vegetales derivados de una camelina transgénica, son absorbidos y procesados ​​por el cuerpo exactamente de la misma manera que cuando se consume aceite de pescado.

Los hallazgos son una gran noticia para Rothamsted Research, donde el profesor Johnathan Napier ha sido pionero en la modificación de plantas de Camelina para producir un mayor nivel de aceites omega-3 en las semillas.

«Es realmente emocionante ver el progreso de nuestra investigación hasta el punto en que estamos realizando estudios en humanos, y aún más agradable ver resultados tan positivos», afirma Napier.

«Este primer estudio en humanos es tanto un avance científico importante como un paso más en nuestro viaje hacia la disponibilidad de este aceite para el consumidor» agregó.

Los ácidos grasos omega-3 [el ácido eicosapentaenoico (EPA) y el ácido docosahexaenoico (DHA)] se encuentran principalmente en el aceite de pescado y en los pescados grasos, y son componentes clave de las membranas celulares e importantes para la salud y el desarrollo, pero no existen fuentes naturales en plantas de estos ácidos grasos omega-3.

Se sabe que las grasas ayudan a proteger contra enfermedades cardíacas y accidentes cerebrovasculares, pero la población del Reino Unido consume menos de la mitad de las cantidades recomendadas de estos nutrientes clave, principalmente debido a las opciones dietéticas que excluyen a los peces, como el vegetarianismo.

Además, los suministros marinos actuales solo pueden satisfacer el 15% de la demanda mundial, por lo que existe la necesidad de una fuente de aceites omega-3 que sea ampliamente aceptable para los consumidores, que se pueda ampliar para satisfacer las demandas y que sea sostenible.

Investigadores de la Universidad, dirigidos por el Profesor Graham Burdge, han probado por primera vez en humanos si el aceite de la planta modificada genéticamente es tan bueno como el aceite de pescado al proporcionar estos ácidos grasos.

Sus hallazgos, publicados en el British Journal of Nutrition, muestran que cuando los hombres y mujeres jóvenes y de mediana edad consumieron la misma cantidad de ácidos grasos clave en una sola comida estándar, ya sea como aceite de pescado o como el aceite derivado de camelina transgénica (alta en omega-3), no hubo diferencia en su absorción o en el procesamiento de las grasas por el cuerpo.

Además, no hubo diferencias entre hombres y mujeres, pero los participantes de más edad parecieron absorber los ácidos grasos de manera más eficiente. Significativamente, no hubo efectos adversos en aquellos que habían consumido el aceite proveniente de la planta modificada genéticamente.

El profesor Graham Burdge, de la Universidad de Southampton, dijo: «Estos hallazgos muestran que el aceite de esta planta transgénica es un medio eficaz y aparentemente seguro para proporcionar EPA y DHA en la dieta, que supera el efecto negativo en la ingesta de EPA y DHA al consumir una dieta que excluye productos de origen animal».

«Además, sujeto a más pruebas y aprobación regulatoria, esto representaría una oportunidad única para los agricultores que podría tener un impacto positivo en la nutrición de la población mundial».


Leer más


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.